viernes, 1 de febrero de 2008

Descripción detallada del Mutismo Selectivo

1. El Mutismo Selectivo es una condición compleja de ansiedad con dificultades de comunicación verbal y no verbal y de interacción en una o más situaciones sociales. El nivel de alerta de ansiedad del niñ@ dificulta en la actividad ocupacional. Sus dificultades de comunicación e interacción no deben de ser confudidos con la denegación o capricho del niñ@ sino de una discapacidad. Incluir el reforzamiento negativo (castigo) o retención de privilegios por no hablar por parte de los educador@s, es perjudicial para el niñ@.

2. El tratamiento debe de enfocarse hacia un tratamiento psicológico centrándose en la reducción de ansiedad y el entrenamiento en Habilidades Sociales.
Hacia un tratamiento cognitivo-conductal.
Y hacia un tratamiento ocupacional centrándose en las dificultades de la actividad ocupacional.

3. El éxito del tratamiento radica en conseguir que el niñ@ hable. Pero enfatizar el tratamiento en la comunicación social del niñ@ aumentará la presión y el nivel de alerta de ansiedad, produciéndose una regresión de la evolución adquirida del niñ@.

4. El tratamiento del niñ@ con mutismo debe de enfocarse desde una perspectiva holística, teniendo en cuenta las características del niñ@ (a tener en cuenta sus puntos fuertes como débiles).

El Mutismo Selectivo puede cursar con trastornos comórbidos de las cuales son los siguientes:

a. Ansiedad por separación.
b. Ansiedad generalizada.
c. TOC (Trastorno Obsesivo compulsivo).
d. Trastorno en el lenguaje.
e. Presencia de bilingüismo.
f. Trastorno en el aprendizaje.
g. Trastorno en el desarrollo (69% de
niñ@s con MS).
h. Torpeza motora.
i. Trastorno en la integración sensorial.
j. Trastorno de la audición.
k. Trastorno en el desarrollo / Trastorno de ansiedad (49%).

Estos trastornos son generalmente, no siempre, los que han evolucionado hacia el MS.

NO se puede tratar el MS y esperar que estos trastornos desaparezcan.

5. El niñ@ con MS debe de estar implicado en el plan de tratamiento y no se le puede negar el tratamiento.
No se puede falsear al niñ@ para que hable.
No se puede obligar al niñ@ para que hable.